Ejemplo de Disoluciones

Inicio » Química » Disoluciones
Autor: Redacción Ejemplode.com.

Una Disolución o Solución es la mezcla íntima de dos sustancias, que pueden estar en cualquier estado físico. Si se forma una Fase Homogénea, en la que no se distingan los componentes, se tratará entonces de una Solución Verdadera.

En una Solución Verdadera, los componentes no pueden separarse por procedimientos mecánicos, y cada parte de la solución es idéntica a la otra.

Componentes de una Disolución

En una Solución Verdadera, los componentes son el Soluto y el Disolvente o Solvente.

El Soluto es el que se encuentra en menor proporción, y se deja envolver por toda la sustancia Disolvente. Cuando el Disolvente es el Agua H2O, siendo el Soluto un compuesto químico formado por Enlaces Iónicos, se disociará en las dos partículas cargadas que lo construyen, positiva y negativa. De ser este caso, el Soluto le aportará a la Solución Verdadera la propiedad de la Conductividad Eléctrica, siendo finalmente capaz de permitir el tránsito de una corriente eléctrica.

El Disolvente o Solvente es la sustancia que se encuentra en mayor cantidad y proporción en la Solución Verdadera. Es, por tanto, la que le aporta el Estado Físico a la misma. Es el encargado de dispersar el Soluto en sí mismo, para generar la Fase Homogénea. El más representativo en la Química General es el Agua H2O, llamándosele por tanto el “Solvente Universal”.

Algunos ejemplos de Disolventes Orgánicos son los alcoholes, como Metanol, Etanol, Propanol, Isopropanol; los éteres como el Éter Metílico y el Éter Etílico; los compuestos aromáticos como el Benceno, y los Hidrocarburos como el Hexano.

Tipos de Disoluciones por el Estado Físico de sus componentes

Es factible que los Tres Estados de la Materia se involucren entre sí, en todas las permutaciones posibles, para generar Soluciones Verdaderas en los tres estados de la materia. Por supuesto, se da por hecho que seguirá siendo difícil separar los componentes por procedimientos mecánicos, y que habrá una Fase Homogénea, en que no se distingan Soluto y Disolvente.

Los Tipos de Soluciones, de acuerdo con el Estado Físico de sus Componentes, son los siguientes:

  • Soluto Gaseoso en Disolvente Gaseoso, como el Oxígeno en Nitrógeno, en la mezcla Aire.
  • Soluto Líquido en Disolvente Gaseoso, como los Aerosoles, o el Vapor de Agua.
  • Soluto Sólido en Disolvente Gaseoso, como las Tormentas de arena.
  • Soluto Gaseoso en Disolvente Sólido, como el Hidrógeno en el metal Paladio.
  • Soluto Líquido en Disolvente Sólido, como Benceno Liquido en iodo sólido.
  • Soluto Sólido en Disolvente Sólido, como la Arena de la Playa.
  • Soluto Gaseoso en Disolvente Liquido, como el agua mineral y las bebidas Carbonatadas.
  • Soluto Líquido en Disolvente Líquido, como el Alcohol Etílico en el Agua.
  • Soluto Solido en Disolvente Líquido, como la Sal de Mesa en el Agua.

De los nueve tipos de Soluciones, los tres últimos, con Disolvente Liquido, son los más comunes.

Tipos de Disoluciones por su Concentración

La concentración indica cuánta masa de Soluto se encuentra en mezcla con cada unidad de volumen de Disolvente. Se expresa en diversas unidades:

Gramos de Soluto por cada Litro de Disolvente g/L

Kilogramos de Soluto por cada Metro Cúbico de Disolvente Kg/m3

Moles de Soluto por cada Litro de Disolvente mol/L

Libras de Soluto por cada Pie Cúbico de Disolvente lb/ft3, en el Sistema inglés de medida

Los Tipos de Disoluciones por su Concentración, entonces, son los siguientes:

Disolución Diluida: Es aquella Solución Verdadera en la que el Disolvente es el más abundante. El Soluto es tan escaso que las propiedades de la Disolución son tan semejantes a las del Disolvente original solo.

Disolución Concentrada: Es aquella Solución Verdadera en la que el Soluto se encuentra en una proporción notable, y ya hay características apreciables y únicas en la mezcla final. Se conserva el estado físico de esta última, gracias a la todavía abundante del Disolvente.

Disolución Saturada: Es aquella Solución Verdadera que ha alcanzado el punto limite en que ya no se puede involucrar más Soluto. Si se llega a agregar más Soluto, se pierde la Homogeneidad, y se empiezan a notar la fase de Solución, y la fase de Soluto que ya no podrá ser disuelto, como dos separadas.

Disolución Sobresaturada: Es aquella Solución Verdadera en que se ha agregado mucho más Soluto del que es posible disolver. Se aprecian dos fases: La de la Solución es la primera, y un precipitado del Soluto sobrante es la segunda.

Propiedades de una Disolución Sólida

1. Diámetro promedio de Partícula

Cuando se trata de una Solución hecha de dos materiales sólidos pulverulentos, éstos se aglomeran generando partículas que tienen un tamaño diferente a las del Soluto y el Disolvente en sus estados naturales. El Diámetro promedio de Partícula se calcula con un Análisis Granulométrico, usando tamices de diferentes números de malla. 

2. Volumen

El Volumen de una Disolución sólida se mide como el espacio tridimensional que abarca. Si la disolución es un material pulverulento, se puede recurrir a un recipiente cuyo volumen se conozca y llenarlo con aquella. En caso de que el sólido tenga una geometría definida, se puede recurrir a dos métodos: el primero es medir sus magnitudes y calcular su volumen mediante fórmulas; el segundo es utilizar el principio del Desplazamiento de Arquímedes, sumergiendo el sólido en un líquido de densidad conocida. El volumen desbordado del líquido, que es usualmente agua, será igual al del sólido.

3. Peso

El Peso es la fuerza que ejerce la masa de la disolución sólida sobre la superficie donde se encuentre colocada. Se calcula multiplicando su masa total por la aceleración de la gravedad.

4. Densidad Aparente

Si la disolución sólida es un material pulverulento, se puede calcular su densidad aparente, que es la división de la masa del mismo entre el volumen del recipiente que ocupa. Así tal cual como se coloca el material pulverulento en el recipiente, se mide el volumen, sin agitar ni compactar. 

5. Densidad Real

La Densidad Real de la Disolución Sólida se mide compactando el material pulverulento de la disolución sólida en el recipiente de volumen conocido donde se contenga. Se divide la masa de sólido entre el volumen del recipiente.

6. Punto de Fusión

El Punto de Fusión de una Disolución Sólida es la Temperatura a la que el sólido se desordenará para volverse líquido. Si uno de los componentes es metálico, es muy probable que haya que calentar muchísimo el sólido, hasta temperaturas que lleguen a los cientos de grados Centigrados.

Propiedades de una Disolución Liquida

1. Conductividad Eléctrica

La conductividad eléctrica es la capacidad de la Disolución liquida de permitir el tránsito de una corriente eléctrica. Esto sólo sucede cuando el Disolvente es Agua y el Soluto es un Compuesto iónico. 

2. Densidad

La Densidad de una Disolución liquida es la masa existente de ella en cada unidad de volumen abarcado. Se puede medir en un recipiente de volumen conocido, como una probeta, que es más precisa.

3. Viscosidad

La viscosidad de una Disolución Liquida es su resistencia a fluir. Es una medida de qué tan unidas están las partículas de la misma. Se mide con dispositivos llamados Viscosímetros, y sus unidades son los Poises, aunque para los fines de la realidad, se mide en centiPoises.

4. Punto de Ebullición

El Punto de Ebullición de una Disolución Liquida es la Temperatura a la que se comienza a transformar en vapor. Las partículas llegan a un estado de agitación que empiezan a fugarse de la fase liquida.

5. Punto de Congelación

El punto de Congelación de una Disolución Liquida es la Temperatura a la que las partículas han perdido la agitación y se van acomodando con más orden. Por ejemplo, en el Agua H2O, el punto de Congelación es a los 0°C. Varía dependiendo de la cantidad de soluto que haya en la Disolución.

Propiedades de una Disolución Gaseosa

1. Densidad

La densidad de una Disolución Gaseosa es la masa de ésta dividida por el volumen del recipiente que la contiene. La Densidad, para estos casos, puede tener un amplio rango de valores, pues los gases pueden llegar a existir desde poca hasta mucha masa, y en volúmenes de todos los valores.

2. Presión

La Presión de una Disolución Gaseosa es la fuerza que ésta ejerce en cada unidad de área del recipiente que lo contiene. Se puede medir con dispositivos llamados Manómetros, que se pueden instalar en el mismo cuerpo del recipiente, para estar en contacto directo con la variable.

3. Presiones parciales

Las propiedad de Presión Parcial se refiere a la Presión que ejercería cada componente de la Disolución Gaseosa si estuviera solo. Esta Presión Parcial contribuye a la Presión Total, junto con la Presión del otro componente.

4. Volumen

El Volumen de una Disolución Gaseosa dependerá del recipiente que la contenga, pues los gases tienen la característica de que abarcan todo el volumen del recipiente, independientemente de su tamaño. Se dispersa, ejerciendo su presión en las paredes.

20 ejemplos de Disoluciones

  1. Agua mineral
  2. Agua con Sal de Mesa
  3. Agua con Azúcar
  4. Bebidas rehidratantes
  5. Piedra Pómez
  6. Cemento
  7. Arena de Mar
  8. Fijador para cabello en aerosol
  9. Crema batida enlatada a presión
  10. Pasta dental
  11. Café con leche
  12. Perfumes
  13. Crema corporal
  14. Limpiador para pisos
  15. Sosa cáustica doméstica
  16. Ácido Muriático
  17. Agua de Colonia
  18. Refrescos
  19. Masa fermentada para panadería
  20. Shampoo

Citado APA: (A. 2017,09. Ejemplo de Disoluciones. Revista Ejemplode.com. Obtenido 09, 2017, de https://www.ejemplode.com/38-quimica/4685-ejemplo_de_disoluciones.html)

Búsqueda:

Deja un comentario


Acepto la política de privacidad.