Ejemplo de Ensayos literarios

Inicio » Literatura » Ensayos literarios
Autor: Redacción Ejemplode.com.

El ensayo literario es un texto en prosa en el que el autor expresa con un estilo personal una determinada visión u opinión sobre un tema. Los temas son variados y libres. No existe restricción temática: pueden ser acerca de aspectos culturales, históricos, literarios, filosóficos, morales, etc.

Son escritos de carácter subjetivo. Esto quiere decir que no se presentan a sí mismos como textos que busquen llegar a una verdad objetiva. Más bien, expresan el pensamiento, ideas y opiniones del autor. Incluso, los ensayos pueden contener sus vivencias o recuerdos personales.

El estilo de cada ensayo, así como su estructura y las temáticas que aborda dependen de los intereses propios de cada autor. No obstante, en general, muchos ensayos utilizan un lenguaje literario o poético. Esto es debido a que una buena parte de los grandes ensayistas literarios han sido a la vez novelistas, cuentistas, poetas, dramaturgos o filósofos.

En cuanto a su extensión, suele ser breve, pero es un factor que también depende de cada autor. Muchos libros de ensayo son recopilaciones de ensayos que los autores han ido escribiendo o publicando a lo largo de su trayectoria o, bien, son un conjunto de ensayos que versan sobre un tema central o un ensayo extenso dividido en secciones o capítulos.

Ejemplos de ensayo literario:

“Categorías de la lectura” de Alfonso Reyes (fragmento):

Hay categorías de la lectura según que en la representación psicológica del lenguaje domine el orden articulatorio o el visual; según la penetración que la cultura haya alcanzado en los estratos del alma; según los hábitos adquiridos de leer para sí o para los demás, de leer por sí o de escuchar la lectura; según la mayor o menor presteza con que los oídos o los ojos comunican el mensaje al espíritu; según que la bella escritura, la bella edición o la bella voz nos impresionen más o menos por sí mismas, distrayéndonos más o menos del sentido de las palabras; según que seamos impacientes o dóciles, ante la momentánea abdicación de nuestras reacciones personales que significa unirse a este pensamiento ajeno, etcétera.

El hombre rudo, que apenas desbroza el alfabeto, tiende a leer para sí en voz alta, como si quisiera aglutinar los signos más cabalmente, sujetando la atención verbal a la vez con los ojos y con los oídos. El que los modernos retóricos llaman verbo-motor lee en voz alta por el placer de hablar, y hasta cuando escucha a un orador se le ve, a veces, articular en silencio lo que oye. Conozco los lectores que se acompañan con un suave silbidito rítmico, al que van imprimiendo cierta modulación imitativa de la lectura en voz alta. Cuando Heine declamaba el Quijote para los árboles y los pájaros, lo hacía más bien como quien rinde un tributo, o por no perder ninguno de los valores de la excelsa prosa. Cuando Sor Juana Inés de la Cruz se quejaba de no tener más compañeros que el tintero y la pluma para compartir sus estudios, sin duda echaba de menos esa mayor apelación a la retentiva que resulta de la lectura acompañada y que todos los estudiantes prefieren para la preparación de los exámenes. Mestre Profiant Durán, israelita aragonés del siglo XIV, recomendaba a sus discípulos que leyesen siempre recitando. En cambio Théophile Gautier, visual si los hay, juzga que los libros están hechos para ser vistos y no hablados. Por su parte, Flaubert necesitaba berrear su propia prosa para percatarse de lo que escribía.

La resistencia de Ernesto Sábato (fragmento). Este libro es un ensayo compuesto por 5 cartas dirigidas al lector. Los temas son de carácter existencialista. El autor critica la pérdida de los valores espirituales de la sociedad, el individualismo y la deshumanización:

Primera carta. Lo pequeño y lo grande

Hay días en que me levanto con una esperanza demencial, momentos en los que siento que las posibilidades de una vida más humana están al alcance de nuestras manos. Éste es uno de esos días.

Y, entonces, me he puesto a escribir casi a tientas en la madrugada, con urgencia, como quien saliera a la calle a pedir ayuda ante la amenaza de un incendio, o como un barco que, a punto de desaparecer, hiciera una última y ferviente seña a un puerto que sabe cercano pero ensordecido por el ruido de la ciudad y por la cantidad de letreros que le enturbian la mirada.

Les pido que nos detengamos a pensar en la grandeza a la que todavía podemos aspirar si nos atrevemos a valorar la vida de otra manera. Nos pido ese coraje que nos sitúa en la verdadera dimensión del hombre. Todos, una y otra vez, nos doblegamos. Pero hay algo que no falla y es la convicción de que —únicamente— los valores del espíritu nos pueden salvar de este terremoto que amenaza la condición humana.

Mientras les escribo, me he detenido a palpar una rústica talla que me regalaron los tobas y que me trajo, como un rayo a mi memoria, una exposición “virtual” que me mostraron ayer en una computadora, que debo reconocer que me pareció cosa de Mandinga. Porque a medida que nos relacionamos de manera abstracta más nos alejamos del corazón de las cosas y una indiferencia metafísica se adueña de nosotros mientras toman poder entidades sin sangre ni nombres propios. Trágicamente, el hombre está perdiendo el diálogo con los demás y el reconocimiento del mundo que lo rodea, siendo que es allí donde se dan el encuentro, la posibilidad del amor, los gestos supremos de la vida. Las palabras de la mesa, incluso las discusiones o los enojos, parecen ya reemplazadas por la visión hipnótica.

20 Ejemplos de autores de ensayo literario y sus obras 

  1. Miguel de Unamuno (1864-1936). Fue un escritor español perteneciente a la generación del 98. Entre sus libros de ensayos están: En torno al casticismo (1895), Vida de don Quijote y Sancho (1905) y La agonía del cristianismo (1925).
  1. Ernesto Sábato (1911-2011). Fue un escritor, pensador, físico y pintor argentino. Su preocupación por los problemas de la existencia y la condición humana se refleja en su obra ensayística y narrativa. Entre sus obras de ensayos se encuentran: Hombres y engranajes (1951), Uno y el universo (1945), El escritor y sus fantasmas (1963), Antes del fin (1998) y La resistencia (2000).
  1. Alfonso Reyes (1889-1959). Es un pensador, ensayista, poeta y narrador considerado uno de los intelectuales y escritores más importantes de México. Algunos de sus ensayos y libros de ensayo son: Cuestiones estéticas, Visión del Anahuac, El deslinde, “Las grullas, el tiempo y la política”, “Memorias de cocina y bodega”, “Guynemer”, “La experiencia literaria”, “Las jitanjáforas”, “Apolo o de la literatura”, “Categorías de la lectura”.
  1. José Ortega y Gasset (1883-1995). Fue uno de los filósofos españoles más importantes. En su obra ensayística destacan: Meditaciones sobre el Quijote (1914), España invertebrada (1921) e Ideas sobre la novela (1925).
  1. Antonio Machado (1875-1939). Fue un poeta, dramaturgo y escultor español perteneciente a la generación del 98. Juan de Mairena reúne los ensayos que Machado publicó desde 1934 en la prensa.
  1. Ramón Gómez de la Serna (1888-1963). Autor y periodista español conocido por la creación de las greguerías. Algunos de sus libros de ensayos son: Ismos (1931), La utopía (1909) y El rastro (1915).
  1. José Vasconcelos (1882-1959). Escritor, filósofo y político mexicano. Entre sus ensayos se encuentran: La raza cósmica (1925) y Estética (1935).
  1. Pedro Enríquez Ureña (1884-1946). Fue un escritor y filólogo dominicano. Algunos de sus libros de ensayos son: Seis ensayos en busca de nuestra expresión (1928), El español en Santo Domingo (1940), Plenitud de España: estudios de historia de la cultura (1940) e Historia de la cultura en América Latina (1949).
  1. Antonio Muñoz Molina (1956-). Es un novelista, cuentista, ensayista y académico español. Es miembro de la Real Academia de la Lengua desde 1995. Entre sus libros de ensayos están: Córdoba de los Omeyas (1991), La verdad de la ficción (1992), Pura alegría (1998), El atrevimiento de mirar (2012), Todo lo que era sólido (2013).
  1. Jorge Luis Borges (1899-1986). Fue un intelectual, ensayista, traductor, cuentista y poeta argentino. Entre sus ensayos se encuentran: Inquisiciones (1925), Historia de la eternidad (1936), Otras inquisiciones (1952) Siete noches (1980) y Nueve ensayos dantescos (1982).
  1. Octavio Paz (1914-1988). Fue un escritor y diplomático Mexicano que en 1990 recibió el Premio Nobel de Literatura. Sus obras más reconocidas de ensayo son El laberinto de la soledad (1950) y Sor Juana Inés de la Cruz o las trampas de la fe (1982).
  1. Eduardo Mallea (1903-1982). Fue un cuentista, novelista y ensayista argentino que recibió en 1946 el Gran Premio de Honor de la Sociedad Argentina de Escritores. Destacan entre sus ensayos: Conocimiento y expresión de la Argentina (1935), El sayal y la púrpura (1941) y La guerra interior (1963).
  1. José Carlos Mariategui (1894-1930). Fue un escritor y sociólogo peruano que sobresale por su libro de ensayos 7 ensayos de interpretación de la realidad peruana (1928).
  1. Richard Wagner (1813-1883). Este compositor alemán del siglo XIX fue también ensayista, poeta y dramaturgo. Algunos de sus libros de ensayos son: Arte y revolución (1849), Ópera y drama (1851) y El judaísmo en la música (1850).
  1. Alejo Carpentier (1904-1980). Fue un narrador, cuentista, ensayista y musicólogo cubano. El tema de la música está presente en su obra ensayística. Entre sus libros de ensayo se encuentran: La música en Cuba (1946), América Latina en su música (1975), Literatura y conciencia en América Latina (1969), El adjetivo y sus arrugas (1980), EL músico que llevo dentro (1980).
  1. José Cadalso (1941-1982). Fue un militar, poeta, novelista, dramaturgo y ensayista español. Se le conoce por Cartas marruecas (1789), una obra que es a la par novela epistolar y libro de ensayos.
  1. José Lezama Lima (1910-1976). Es un escritor cubano reconocido por su novela Paradiso (1966). Algunos de sus libros de ensayo son: Anacleta del reloj (1953), La expresión americana (1957) y Las eras imaginarias (1971).
  1. José Martí (1853-1895). Fue un escritor, periodista y filósofo cubano. El presidio político en Cuba (1871) y Nuestra América (1891) son algunos de sus libros de ensayo.
  1. George Orwell (1903-1950). Es un escritor y periodista británico. Conocido por las novelas Rebelión en la granja y Entre sus obras de ensayo se encuentran: “A nice cupe of tea” (1946), “Books vs. cigarettes”, “Why I write” y “Shooting an elephant”.
  1. Cristina Rivera Garza (1964-). Es una de las escritoras mexicanas actuales más reconocidas. Algunos de sus libros ensayísticos son: Los muertos indóciles. Necroescrituras y desapropiación (2013) y Textos desde un país herido (2011).

Citado APA: (A. 2017,02. Ejemplo de Ensayos literarios. Revista Ejemplode.com. Obtenido 02, 2017, de https://www.ejemplode.com/41-literatura/4403-ejemplo_de_ensayos_literarios.html)

Búsqueda:

Deja un comentario


Acepto la política de privacidad.