Ejemplo de Mutualismo

Inicio » Biología » Mutualismo
Autor: Redacción Ejemplode.com.

Se le denomina mutualismo a la interacción biológica que se da en la naturaleza entre dos individuos que no pertenecen a la misma especie, es una interacción biológica en la que ambos individuos obtienen un provecho del otro, es decir, se benefician mutuamente de esta unión o interacción que realizan, puede suceder entre animales o entre plantas y animales, así como entre plantas y hongos, etc. El mutualismo se diferencia de otras interacciones biológicas como el parasitismo, en que en esta relación, ambos individuos obtienen un beneficio y no se encuentran en un estado de esclavismo o explotación por parte de uno en detrimento de otro, como sucede en los casos de parásitos, (virus, bacterias, lombrices, etc.).

En el mutualismo las interrelaciones de los individuos de especies diferentes, tienden a enfocarse en unos cuantos aspectos, la protección, la reproducción (en el caso de las plantas) y la alimentación, siendo que al estar uno de los individuos en correlación con el otro, obtiene de este cierta protección en contra de los depredadores o su alimentación, es el caso de animales que tienen ese comportamiento mutualista, como las aves conocidas como garcillas bueyeras (Bubulcus ibis) que tiene una situación mutualista con animales herbívoros de gran tamaño como búfalos y vacas, obteniendo beneficios mutuos de esa relación, ya que el ave obtiene alimento al “desparasitar” al herbívoro y el herbívoro de gran tamaño (búfalo, u otro animal con el que esta ave tenga esta relación), obtiene un beneficio mediante “el servicio de limpieza y desparasitación”, proporcionado por el ave. Se destaca que los animales que poseen este tipo de relaciones mutua, tienden a no causarse daños, aun en casos en los que se trate de animales con tendencias “violentas” como los Ñues, o animales cazadores como leones y otras especies, que frecuentemente son “atendidos”, por animales como las aves, que de cierta manera “brindan un servicio”, de limpieza y desparasitación.

Lo anterior ejemplifica cierto tipo de relación mutualista, pero existen otras relaciones de este tipo en la naturaleza, otro caso sería el de las plantas y los insectos, que poseen una relación similar, pero en la que en muchos casos, la supervivencia de uno implica forzosamente la existencia del otro, como es el caso de cientos de plantas que dependen de la polinización por parte de insectos, y en muchos casos dependen de la polinización exclusiva de una especie en particular de insecto, y a su vez el insecto se ha adaptado a alimentarse de dicha planta exclusiva o casi exclusivamente, creándose una interrelación de dependencia mutua o mutualismo obligatorio.

El mutualismo se destaca por ser una interacción biológica entre dos especies diferentes de seres vivos, estas interacciones o tipos de mutualismo se dividen en dos grupos, que son el mutualismo facultativo y el mutualismo obligado.

Mutualismo facultativo.- Esta relación se da cuando los organismos implicados no dependen uno del otro para sobrevivir, por lo cual la unión puede terminarse en cualquier momento sin que se vean afectados.

Mutualismo obligatorio.- Este es el caso contrario, ambos organismos son necesarios para la supervivencia, en este caso, la relación difícilmente acabará, siendo común que perduren hasta la muerte de alguno de los individuos involucrados.

Ejemplo de mutualismo, los caballos

8 ejemplos de mutualismo:

1. Mutualismo facultativo.- Uno de los ejemplos más importantes, es la relación hombre – perro, en el cual el hombre busca compañía el animal busca una persona que lo proteja, en este caso esta unión se da de forma natural y sin embargo ambos pueden sobrevivir.

2. Mutualismo obligatorio.- Las relaciones de mutualismo obligatorio en ocasiones son mucho más comunes, el claro ejemplo son las abejas y las plantas, ambos necesitan de uno u otro para sobrevivir.

3. Entre los organismos que presentan relaciones mutualistas, se encuentran los líquenes, que son una combinación de algas y hongos que forman una relación simbiótica, ya que ni el alga ni el hongo pueden vivir de manera separadas la una de la otra, ya que están adaptadas al medio asociados en el que viven.

4. La mayor parte de las flores de las plantas son polinizadas por insectos a cambio de néctar o polen, que las plantas ofrecen de cierta manera a dichos seres vivos a cambio de la ayuda que prestan en la polinización, adaptándose tanto las plantas como los insectos (también aves como el colibrí), a este estado de dependencia mutua, ayudándose unos en la reproducción y otros en la provisión de alimentos, habiendo casos en los que una especie en particular de planta o insecto está adaptado de manera exclusiva a coexistir con una especie en particular de manera simbiótica o en un estado de dependencia mutua.

5. Otro ejemplo es el del pez payaso que vive en arrecifes coralinos donde abundan las anémonas, tomando refugio el pen entre las anémonas escondiéndose de depredadores entre los tentáculos de estos animales ya que las anemonas producen una sustancia mucilaginosa que las recubre con la que se protegen de una sustancia urticante que usan para protegerse de depredadores, el pez aprovecha ese mismo mucílago para cubrirse y no ser afectado por la sustancia urticante de la anémona, obteniendo el pez payaso un beneficio que es la protección frente a depredadores y la anémona obtiene a cambio también protección, ya que el pez la protege de peces que consumen anémonas ahuyentándolos

6. Otro ejemplo de mutualismo lo podemos observar en los langostinos, que son limpiadores de ectoparásitos que se encuentran en la piel de varios peces, por lo que cumplen una función “médica” evitando que los peces afectados por parásitos cutáneos enfermen y a su vez se alimentan (de los parásitos), Se ha observado que tanto el pez como el langostino presentan ciertas pautas de comportamiento que les permiten reconocerse mutuamente con lo que se evitan ataques.

7. Otro caso de mutualismo se da entre el “pájaro de la miel” quien llama la atención de un tejón melífero (Mellivora capensis) indicándole dónde existen panales de abejas silvestres, siendo seguidos por los tejones melíferos, quienes parecen comprender sus llamados o indicaciones, y una vez localizado el panal por el tejón y destruido el panal, obteniendo así el tejón la miel, el pájaro aprovecha que los insectos han quedado al descubierto y se aliemnta de ellos.

8. Otro ejemplo es el de la anémona Calliactis parasítica y el cangrejo ermitaño Dardanus calidus, en donde el cangrejo obtienen la protección de las sustancias urticantes de los tentáculos de la anemona, y la anémona obtiene mayor posibilidad de alimentarse gracias a los desplazamientos que realiza el cangrejo con la anemona a cuestas, así como al alimentarse de los restos de comida que deja el cangrejo.

Citado APA: (A. 2014,04. Ejemplo de Mutualismo. Revista Ejemplode.com. Obtenido 04, 2014, de https://www.ejemplode.com/36-biologia/3692-ejemplo_de_mutualismo.html)

Búsqueda:

Comentarios:

  1. Muy simple y concreto, por fin, muchas gracias.
    Por Yanina 07.08.18 a las 1:10:00
    1. ¿Cuál es el mutualismo no obligatorio?
      Por rocio 01.23.17 a las 19:38:43
      1. Noté que a las hormigas cerca de los troncos de ciertas plantas con raíces húmedas, se benefician de la humedad de las mismas a su vez la planta se defiende de los animales que podrían comérsela.
        Por elias 06.08.16 a las 23:34:30
        1. Enhorabuena por vuestra pagina web pero... Me podría alguien decir cual es la relación de mutualismo entre los búfalos y las garcillas por favor un beso y un saludo y por favor contestadme que si no lo encuentro suspendo la universidad.
          Por carmen 02.17.16 a las 14:29:09
          1. Me gusta, me ayudó mucho con mi duda.
            Por vomo 08.04.14 a las 3:23:22

            Deja un comentario


            Acepto la política de privacidad.